Busca en ese portal

Cargando...

jueves, 8 de marzo de 2012

Un día de la mujer en Camboya

El 8 de marzo está establecido como día de fiesta en Camboya dedicado a las mujeres, como en muchas partes del mundo. En este reino ancestral tan sufrido en su historia, la mujer ocupa un puesto especial y, a la vez, ha sido objeto de dolores. En tradición, es importante resaltar que la cultura jemer no es machista como pueden ser acusadas otras naciones en el planeta. Más bien y al igual que la cultura tai, vietnamita o china, los jemeres tienden a ser matriarcales. Es claro en la historia que en casa el gobierno lo tiene la madre y en la calle el hombre. Cuando visitas el mercado popular o cualquier negocio, se ve siempre como encargada de la administración, a la señora. Pero ¿por qué entonces existen tantos reportes negativos sobre la mujer camboyana si esto es así? Intentemos algunos acercamientos.

miércoles, 7 de marzo de 2012

Cuando los camiones se acostaban a descansar


En el año 2008 pasaba que los camiones cargados con mercancía de importación o exportación, se fatigaban con el tedio de la estación seca y se tiraban en el pavimento de la Autopista Nacional 4 a descansar. Como dinosaurios indiferentes, podían detener el tráfico por horas hasta cuando ellos quisieran. Tenían entonces en Phnom Penh una grúa pequeña, una de las dos que el municipio se daba el lujo de contar. Enviaban la grúa hasta donde el paquidermo mecánico se había ido a echar. Si era a 100 kilómetros, tardaba pues la oruga un par de horas. Otras dos horas para arrastrarlo por la cola a una de las orillas forestales y con todo como mínimo todo el tráfico se paralizaba por mínimo cuatro horas.

martes, 6 de marzo de 2012

La auténtica historia de Preah Koh y Preah Kaeu

Esta es la verdadera historia de Preah Koh y Preah Kaeu, inscrita en el alma del pueblo jemer y recontada de generación en generación hasta que ambos hermanos regresen a su tierra natal y Camboya recupera su antigua gloria.


Hace mucho tiempo, vivió una feliz pareja de campesinos en el antiguo reino jemer. Una noche, la esposa tuvo un sueño en el cual vio a un anacoreta vestido en túnica blanca. El santo hombre le dio tres anillos, pero la mujer, en el sueño, los perdió. Al reencontrarse con el hombre, este le explicó que los tres anillos representan tres virtudes, pero no le dijo más y despertó.

lunes, 5 de marzo de 2012

Visita a mi viejo telar

Llegamos a la aldea de Chía, uno de los estudiantes, después de tres horas en auto desde Kep por la carretera nacional 3. La mayoría de los muchachos eran de Takeo e íbamos a hacer una visita en su vieja provincia que toca el Vietnam. La casa campesina, suspendida en cuatro zancos, con gallinas y ganado por todas partes, era su mundo. Le hizo las reverencias a sus padres que consisten en inclinaciones y caricias a los pies de sus viejos. Después nos invitó a ver su telar. Era como quien toca un piano. Tenía meses de estar paralizado, desde que él salió de la aldea a estudiar automecánica en Don Bosco Sihanoukville.